• Alba Castillo Photography

Sesiones de comunión en Granada. La postcomunión de Carlota

Una de las mayores preocupaciones de madres y padres cuando hacemos fotos de comunión en exterior es si el traje se manchará o si ocurrirá alguna desgracia, teniendo en cuenta que el traje es nuevo y el día de la comunión debe estar impoluto. Yo siempre los tranquilizo porque el día de la sesión se hace todo con mucho cuidado para que el traje no se ensucie. No obstante, hay otra opción para aquellos que prefieran hacer las fotos de exterior sin preocupaciones, y es hacer la sesión después de la fecha de la comunión.


Desde luego que las ventajas son muchas, y es que ya no tenemos que estar con las preocupaciones y los cuidados propios de la precomunión. Además, y lo que más me gusta, ¡es que podemos dar libre albedrío para todo! Si antes nos preocupamos de que el traje se ensuciara, ahora queremos que se manche para así obtener unas fotos mucho más originales.


Por esta razón, la mayoría de los reportajes postcomunión se hacen en el mar, en el río, etc. Es la hora de disfrutar y no preocuparnos de absolutamente NADA. Os aseguro que los niños y niñas se lo pasan pipa.


En el post de hoy os dejo a Carlota. Ella tenía claro que quería hacerse las fotos en el río después de la comunión, y así fue. Lo pasamos muy bien, y aunque el agua estaba helada, al menos pudo meter los pies y tener unas fotos mágicas en un enclave único de Granada. ¡Espero que os gusten!

Además, en las sesiones de comunión en exterior siempre hacemos un cambio de vestuario más 'casual' para que los niñ@s tengan fotos en ese día sin el traje. ¡Mirad qué guapa y radiante estaba Carlota!

Y ahora os dejo algunas fotos que hicimos en el estudio. Carlota compite a nivel nacional en patinaje sobre hielo, y se trajo sus patines para tener un recuerdo especial :)